Marisabel Ruiz

Energética y carismática, es una mujer comprometida con el empoderamiento de las niñas guatemaltecas.



Marisabel, es una emprendedora y activista guatemalteca. Marisabel estudió Administración de Empresas y Economía en la Universidad de Navarra y participó en un programa de intercambio con la Universidad de Hong Kong donde fue miembro del Comité Internacional y el Club de Emprendedores.

Vivió en India durante un tiempo dando clases a mujeres y niñas de bajos recursos en los barrios de Calcuta. Fue en ese momento en el que ella se dio cuenta que la mayoría de ellas faltaba a clases por mucho tiempo y luego regresaban. Al buscar la raíz del problema, descubrió que la falta de acceso a las toallas sanitarias era lo que las privaba de seguir estudiando.

Esta situación caló profundamente en la joven guatemalteca, quien llevaba siete años fuera del país.  Esto la motivó a regresar a Guatemala, e investigar la situación de las niñas aquí. Al descubrir que el 40% de las niñas dejan de ir a la escuela a los 13 años debido a un embarazo o un matrimonio arreglado decidió crear un proyecto que pudiera empoderar a las niñas guatemaltecas a través de la educación sexual y acceso a productos sanitarios.

De regreso en Guatemala, comenzó a trabajar en Kimberly Clark, donde aprendió del mundo de la higiene. Luego, buscó el apoyo de oenegés, con estructuras y programas similares a lo que deseaba realizar. Así que hizo alianzas con Wings Foundation, Inc.,  Congregación Marta y María, Asociación Asopuente, Fundaniñas, Teach Africa y BeGirl.

Así nació SHEVA, proyecto empresarial y social que ha llegado a Chimaltenango, Jalapa y Cobán, y que pronto llegará a más lugares.

El nombre “Sheva” nace de la reina de Sheba, una de las mujeres más poderosas de la historia. La leyenda cuenta que cuando el rey Salomón estaba agrandando su imperio conquistando territorios, ella fue la única que le pudo decir que no. Ella no permitió que le quitaran su territorio. Inspirada por esta historia, la misión de Sheva es que todas las mujeres se sientan como una reina y sepan decir “no”.

Sheva compartió su misión con el mundo el 1 de octubre de 2014.  Es una farmacia para mujeres con el modelo de negocios “mejorar el mundo un periodo a la vez”. Por cada compra, se le entrega productos sanitarios a una niña o mujer que los necesite. Actualmente tienen más de 200 productos y distribuyen en todo Estados Unidos.

Aparte de ser una farmacia, también provee consultoría a otras empresas que quieren optimizar sus costos. Además, colaboran con otras compañías haciendo proyectos Sheva. Por ejemplo, trabajaron con Alessa, una joyería que diseñó la pulsera “Sheva”. Por cada compra, Sheva recibió un porcentaje, el cual se fue directamente al empoderamiento de las niñas.

Para comunicar su misión, cuenta con storytellers alrededor del mundo. Marisabel aprendió que las que están fuera de Guatemala son quienes se dan cuenta de muchas realidades del país y quieren ayudar pero no saben como. Sheva es una manera de apoyar. Hoy, tienen 180 embajadoras en Estados Unidos. Todas se unieron como mujeres guatemaltecas. 
 De esta forma más niñas continúan sus estudios y logran alcanzar su máximo potencial.

La parte social más impresionante de Sheva radica en unirse a escuelas para darles talleres completos de empoderamiento con un programa que dura 2 años. Estos cursos incluyen temas como autoestima, finanzas y conocer sus derechos. Se dan 4 veces al mes. El currículo está basado en el programa educativo “Abriendo barreras” que hizo Alejandra Colom, directora de Population Council.

En 2015 fue nombrada Emprendedora del Año  por el movimiento WED. Además, se mantiene activa y apoyando eventos que promueven el emprendimiento y el impacto social en Guatemala, ejemplo de ellos son: Startup Weekend, Visionarios Guatemala y Women Entrepreneurship Day.

 “Yo creo en el poder de las mujeres porque ellas son quienes cambian la cultura de la comunidad. Ellas son quienes aprenden y transmiten su conocimiento a los demás, como madres o como hermanas. Esta lección cambió mi vida. Las niñas son la fuerza de cambio más importante en Guatemala”, son palabras de Marisabel.

 

  • Fundadora del proyecto Sheva, una iniciativa para educar a las niñas y jóvenes del país que tienen poca o ninguna formación sexual. El programa ha llegado a Chimaltenango, Jalapa y Cobán.
  • Elegida como Emprendedora del Año en el 2015 por el movimiento WED.